Ansiedad al retomar la dieta

Tras la vuelta de vacaciones sois muchos los que me habéis comentado que tenéis “ ansiedad por la comida” al retomar la dieta.

¿Por qué puede suceder esto?

1-Descontrol de horarios en las comidas durante el verano.

2-Puede ser que en la dieta veraniega hayáis abusado más de las grasas y dulces, y hayáis tenido una ingesta insuficiente de vitaminas, sales minerales, etc…, los cuales son necesarios para el buen funcionamiento del sistema nervioso.

3-Comidas más abundantes, con lo que habéis podido hacer el estómago “más grande”.

¡Qué no cunda el pánico! En unos días y con estas pautas, ¡todo solucionado!:

– Distinguir entre sensación de “ansiedad” y hambre. Si la dieta es equilibrada y tiene todos los nutrientes que necesitáis, no tenéis por qué tener hambre, esa ansiedad es la dichosa “gulilla” que en unos días pasará.

– Respetar los horarios de las comidas, no saltarse ninguna comida.

– Comer sentado en la mesa, de un modo tranquilo y ordenado (sin mezclar platos).

– Retirar la fuente de la mesa después de servirse.

– Levantarse de la mesa en el momento en que se ha terminado de comer.

– Planificar los menús con tiempo para poder prepararlos adecuadamente.

– Hacer la compra con una lista planificada, y así evitar comprar cosas innecesarias.

– No comprar ni cocinar cuando se tiene hambre.

– Preparar una lista de actividades. Realizar esas actividades cuando os sintáis ansiosos por comer.

– Aprender a relajarse para evitar tensiones que crean primero ansiedad y conducen luego a la sobreingesta.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *